Chile fue elegido por Google para erigir su primer centro de datos en América Latina en el año 2012, 7 años más tarde, el gigante de Mountain View comenzó los trámites de Evaluación de Impacto Ambiental para la creación de su segundo centro de datos en el país, con una inversión valorada sobre los 200 millones de dólares y que, de llevarse a cabo, se sumaría al de la comuna de Quilicura, ubicada en la región de Santiago de Chile.

El nuevo centro estará ubicado entre las comunas de San Bernardo y Cerrillos, abarcando al menos 23 hectáreas de extensión. La edificación constará de dos edificios, un patio eléctrico, oficinas administrativas, estacionamientos, bodegas y una subestación eléctrica con generadores de emergencia, estos elementos serán estudiados por un regulador del Servicio de Evaluación Ambiental para poder dar el visto bueno y luz verde al proyecto.

El objetivo de este nuevo centro es ampliar sus servicios de cómputo e internet a usuarios de todo el mundo, que incluye también acceso a correo electrónico, visualización de videos y mayor velocidad de búsqueda, para satisfacer la demanda de productos y servicios de nube virtual de almacenamiento de datos de Google, sector que es de gran interés para la industria tecnológica local y, para lo cual, la filial de Alphabet ya destinó un presupuesto de US$140 millones en la ampliación de su centro de datos en Quilicura.

Dicha ampliación fue anunciada en el año 2018, triplicando el tamaño del centro para alcanzar más 11 hectáreas de extensión y poder contratar a más de mil personas. En su ceremonia de apertura estuvo el presidente Sebastián Piñera, quien expresó el orgullo de que Chile sea elegido para convertirse en protagonista latino de este centro mundial de almacenamiento, procesamiento y distribución de datos, y el compromiso de mejorar las condiciones de innovación tecnológica en aras de enfrentar la cuarta revolución industrial y que la nación sea pionera en el área.

Las condiciones de mayor conectividad en el mercado, políticas públicas que favorecen el uso de internet, los niveles de innovación en tecnología y finanzas, las redes internacionales con otras naciones y las políticas de transparencia, además del clima y posición geográfica, favorecieron a Chile para edificar en el 2012 el primer centro de datos de Google en el Hemisferio Sur. Condiciones que también están considerando Amazon, como alternativa posible para levantar su propio centro de datos.

En los últimos años, Chile se ha activado como un país perfecto para invertir en infraestructuras físicas de almacenamiento de datos, es así como compañías como IBM, Sonda, InvestChile, Falabella, Entel, el Banco Central de Chile y firmas como Cencosud apuestan por los sistemas de nubes.

Se tiene pautado que la construcción del edificio se realice en dos fases: la primera, con el movimiento y acondicionamiento del terreno, y la segunda, con la construcción de la obra gruesa del proyecto, esta última se estima que puede ser iniciada a principios del año 2020, para lo cual se espera que unos 1200 chilenos participen en su construcción. Y una vez esté en operaciones en un complejo de alta tecnología, se espera que funcione 24 horas al día, los 365 días del año.

RedCapacitación TV

RedCapacitación TV

Ver todas las Noticias