Hoy es una realidad que tengamos un rally de múltiples reuniones virtuales durante el día y nos sentimos muy cansados al fin del día.

¿Por qué pasa esto?

Según estudios esto se debe en parte a los siguientes factores:

1. Porque las personas tienen que hacer una mayor esfuerzo emocional para parecer interesado ante su interlocutor. Al no estar presencialmente nos perdemos las señales no verbales, y nos centramos en las palabras y en un contacto visual sostenido, lo que nos exige más energía.

2. Porque entre reunión y reunión presencial tenemos pequeñas transiciones que nos permiten un pequeño descanso. El simple acto de trasladarnos a una sala de reunión diferente es estimulante. En cambio, en las reuniones en linea, las transiciones son breves y están a un clic de distancia lo que dificulta alcanzar a disponernos emocionalmente para la nueva reunión.

3. Porque en una reunión virtual tienes que hacer un mayor esfuerzo para verificar si la persona en pantalla o está escuchando atento o “congelado”. Un retraso de algunos segundos al responder en línea hace que percibamos a nuestro interlocutor como que no escucha.

Consejos para minimizar el cansancio

A continuación se presenta infografía con tips para evitar que las reuniones virtuales nos pasen la cuenta física y mentalmente.

Pon en práctica estos útiles tips y mejora tu rendimiento y el de tu equipo de trabajo.

Fuente: Rodrigo Parra Quezada. Consultor en Transformación Digital.